Todo lo que necesitas saber para decodificar tu carta natal astrológica

Los seres humanos han observado las estrellas desde el principio de los tiempos. Durante miles de años, nuestros antepasados prehistóricos siguieron la pista a fenómenos impresionantes como los eclipses y los cometas de corto alcance, así como a frecuentes patrones cíclicos. Los cúmulos de estrellas parpadeantes se consideraban “constelaciones”, mientras que los cuerpos celestes fijos se identificaban como “planetas”. Bajo la calma del aterciopelado cielo nocturno se descubrieron la Luna, Mercurio, Venus, Marte, Júpiter y Saturno, conocidos como los “planetas clásicos”.

Los antiguos babilonios crearon el zodiaco dividiendo el cielo en doce secciones, cada una de las cuales recibía el nombre de la mayor constelación que contenía. El calendario zodiacal permitía seguir el tiempo y hacer predicciones: Los babilonios observaron que el movimiento de los planetas, llamados tránsitos, se correspondía tanto con los acontecimientos propicios como con las desgracias en la Tierra.

Los romanos adoptaron el zodiaco en los albores del siglo I, ampliando el papel de las estrellas y los planetas a través de la mitología. En esa intersección entre la observación meticulosa y el folklore épico nació la astrología.

La confección de la Carta Astral requiere conocer los elementos que influyen

Durante siglos, la astrología estuvo en el centro de la ciencia, la medicina, la filosofía. la alquimia y la magia. El axioma hermético “como es arriba, es abajo” significaba la creencia de que el vasto y misterioso macrocosmos del universo refleja el microcosmos de las experiencias humanas. La llegada del telescopio y el correspondiente descubrimiento de los llamados “planetas modernos” -Urano, Neptuno y Plutón- completaron el rompecabezas celeste.

Aunque la función de la Astrología ha cambiado (ahora se utiliza más para medir la compatibilidad romántica que para predecir el destino de la cosecha), hoy en día seguimos observando los planetas como lo hacían los antiguos babilonios.

La Carta Astral cobra mas fuerza cuando se está frente a la toma de decisiones claves en la vida, y es aquí el momento para consultar o interpretar correctamente la Carta Natal.

Descubre tu Carta Natal Astrológica interpretada

  • ¿Quieres saber cuando es el mejor momento para tomar esa decisión importante?
  • ¿Quieres descubrir cual es tu compatibilidad de pareja?
  • ¿Quieres encontrar respuestas a preguntas que siempre te han inquietado?
  • Lleva GRATIS Informe Numerológico

carta natal astrologica interpretada

¿Qué simbolizan los planetas?

Aunque la astrología es un estudio amplio, complejo y muy especializado, los principios básicos son sencillos: Una carta Astral es una instantánea del cielo en el momento de tu nacimiento (puedes calcular la tuya aquí). Revela la ubicación precisa de cada uno de los planetas y la constelación que ocupaban.

En algunas Cartas Astrales, casi todos los planetas están en los mismos signos; en otras, están repartidos por el la bóveda celeste. La distancia entre estos planetas es importante, ya que cada uno tiene su propia función celestial. Echemos un vistazo a cada entidad significativa en el cielo.

El Sol

Cuando alguien te pregunta cuál es tu signo, lo sepas o no, te está preguntando por la posición del Sol en tu momento de nacimiento. El sol simboliza nuestra esencia fundamental. Este vibrante cuerpo celeste representa nuestro ego, nuestro sentido del yo, nuestras motivaciones básicas y preferencias generales. (Puedes leer más sobre lo que tu signo solar dice de ti aquí.) El sol rige el signo zodiacal Leo, el signo de fuego vivaz y dinámico que destila tanto valentía como teatralidad. Tarda aproximadamente un mes en transitar -o moverse- por un signo zodiacal.

La Luna

La atracción gravitatoria de la Luna regula el clima y las mareas oceánicas. Dentro de la Astrología, la Luna representa nuestro mundo emocional. Mientras que el Sol expone nuestra experiencia exterior, la luna simboliza todo lo que hay debajo de la superficie. Representa el retiro espiritual de nuestro yo más íntimo. La Luna rige el signo zodiacal de Cáncer, el sensible y protector signo de agua que define la crianza, el confort y la seguridad. La Luna es el cuerpo celeste que más rápido se mueve en el cielo y tarda aproximadamente dos días y medio en transitar por un signo zodiacal.

Mercurio

Mercurio, el planeta más pequeño e interior del sistema solar, recibe su nombre de la deidad romana que servía de mensajero a los dioses. Dentro de la astrología, Mercurio simboliza la comunicación. Mientras que la Luna refleja nuestras emociones, Mercurio refleja la lógica y la racionalidad. Mercurio utiliza su intelecto y su implacable curiosidad para analizar, ordenar y clasificar, ayudándonos a sintetizar y articular ideas complejas.

Mercurio rige tanto el signo de aire Géminis como el signo de tierra Virgo, cada uno de los cuales representa un lado diferente de la expresión de Mercurio: Géminis es comunicativo, mientras que Virgo es laborioso. Mercurio tarda 13 ó 14 días en transitar por un signo zodiacal y se pone retrógrado tres o cuatro veces al año.

Venus

Llamado así por la encantadora diosa romana, Venus es el vibrante planeta que representa la belleza, el amor y el dinero. Conocido en la Astrología Tradicional como “benéfico” (Júpiter es el otro benéfico). Venus tiene una influencia auspiciosa. La indulgente Venus es más feliz cuando se deleita: El Champagne, los baños prolongados y las cremas hidratantes aromáticas se alinean con su espíritu. Los gustos intelectuales de Venus reflejan nuestro interés por el arte y la cultura, mientras que su sensibilidad romántica revela nuestra percepción idealizada del amor.

Tanto el signo de tierra Tauro como el signo de aire Libra están regidos por Venus, y cada uno de ellos representa una faceta diferente de la expresión de Venus: Tauro es físico, mientras que Libra es cerebral. Venus tarda aproximadamente entre cuatro y cinco semanas en transitar por un signo zodiacal, y se pone retrógrado cada 18 meses.

Marte

El planeta rojo es conocido por su grito de guerra. Llamado así por el dios romano de la guerra, Marte simboliza la acción, la determinación y la agresividad. Su espíritu apasionado se manifiesta a menudo cuando nos apresuramos a cumplir un plazo, corremos para coger un vuelo o competimos por un puesto selectivo. Marte es el fuego bajo nuestro trasero, proporcionando el impulso de energía cargado de adrenalina que alimenta el movimiento. También refleja nuestra pasión física y la lujuria. Este planeta rige a Aries, el impulsivo signo de fuego conocido por su vivacidad de alto octanaje. Marte tarda aproximadamente entre seis y siete semanas en transitar por un signo del zodiaco y se pone retrógrado cada dos años.

Júpiter

Júpiter -o Zeus, en la mitología griega-, el mayor planeta del sistema solar, es reconocido por su colosal presencia y el “Gran Benéfico” en la Astrología Tradicional. Júpiter simboliza la fortuna, la filosofía, la abundancia y la espiritualidad. Este generoso planeta gobierna la expansión, animándonos a ampliar nuestro alcance y nuestros horizontes a través de la filosofía, la espiritualidad y la educación. Júpiter rige a Sagitario, el aventurero signo de fuego conocido por su disposición a buscar emociones. Tarda aproximadamente entre 12 y 13 meses en transitar por un signo zodiacal y se pone retrógrado cada año durante unos 120 días.

Saturno

El gigante gaseoso anillado se asocia con el tiempo, las normas y las restricciones. En un buen día, Saturno simboliza el trabajo duro, los logros profesionales y la resistencia firme. En un mal día, sin embargo, Saturno puede ser duro e impasible, obligándonos a aprender a través del amor estricto y los retos difíciles. Aunque este planeta tiene una extraña forma de mostrar su afecto, Saturno tiene en mente nuestro mejor interés. Simplemente quiere que sigamos las reglas. Saturno gobierna Capricornio, el signo de tierra emprendedor conocido por su incansable ambición y perseverancia, y tarda aproximadamente dos años y medio en transitar por cada signo. Cada año retrocede unos 140 días.

Urano

Urano es inusual: es el primer planeta descubierto por un telescopio, el único cuerpo celeste que lleva el nombre de una deidad griega, y está tan inclinado sobre su eje que esencialmente orbita el Sol de lado. Urano simboliza la tecnología, la rebelión y la innovación. Este planeta revolucionario odia las reglas y siempre está dispuesto a facilitar un cambio rompedor y dinámico. Urano puede casuar sorpresas de todo tipo. Gobierna Acuario, el signo de aire librepensador, reconocido por su excentricidad e inconformismo. Urano tarda aproximadamente siete años en transitar por cada signo y se pone retrógrado cada año durante unos 150 días.

Neptuno

El vivo color azul de Neptuno complementa perfectamente su significado astrológico. Llamado así por el dios romano del mar, Neptuno rige la mágica y misteriosa inmensidad de lo espiritual desconocido. Cuando una espesa niebla se extiende por el océano, es difícil discernir la separación entre el agua y el cielo. Del mismo modo, el poder de Neptuno existe en la intersección de la fantasía y la realidad. En un buen día, la energía neptuniana es extremadamente creativa y poderosamente psíquica.

Sin embargo, en un mal día, Neptuno puede volverse delirante, escapista o alcohólico. Cuando la influencia de Neptuno se deja sentir, explora tu imaginación, pero recuerda echar el ancla: No querrás perderte en la inmensidad del mar. Neptuno rige a Piscis, el intuitivo signo de agua reconocido por su increíble imaginación, sensibilidad y psiquismo. El planeta tarda aproximadamente 14 años en transitar por cada signo y se pone retrógrado cada año durante unos 150 días.

Plutón

Aunque este cuerpo celeste helado no se ajusta a la definición astronómica de planeta, según los estándares astrológicos, Plutón sigue siendo de gran influencia. Plutón simboliza el poder, la transformación, la destrucción y la regeneración. Su equivalente es Hades, el dios romano del inframundo en la mitología griega., el poder de Plutón tiene sus raíces en lo oculto. Este seductor planeta se cuela sin problemas en complejas infraestructuras, transformando silenciosamente y poco a poco los sistemas desde dentro.

Plutón nos recuerda que, para poder manifestar el cambio, debemos liberar el pasado. Está asociado a Escorpio, el esquivo signo de agua que se define por su misteriosa disposición y gran pasión. Plutón tarda aproximadamente entre 14 y 30 años en transitar por cada signo y se pone retrógrado cada año durante unos 185 días.

¿Cómo puedo reunir todo esto y empezar a interpretar las cartas natales?

Aprender sobre los planetas en relación con el zodiaco es un paso fundamental para comenzar tu viaje a las estrellas. Los planetas con órbitas cortas se mueven por el zodiaco con frecuencia y son específicos de la fecha y hora de nacimiento de un individuo. Denominados planetas interiores, incluyen el Sol, la Luna, Mercurio, Venus y Marte, y tienen un impacto directo en nuestras personalidades únicas y en nuestras experiencias cotidianas.

Los planetas situados al otro lado del cinturón de asteroides se denominan planetas exteriores. Estos cuerpos celestes -Júpiter, Saturno, Urano, Neptuno y Plutón- se mueven mucho más lentamente, cambiando de signo cada uno o treinta años. Los planetas exteriores definen temas vitales sociales o más amplios, así como experiencias compartidas por generaciones.

El significado de los planetas exteriores en una carta natal viene determinado por las casas que ocupan. La carta astral se divide en doce secciones denominadas casas.

En la Carta Natal cada casa representa un área de la vida: las casas de la 1 a la 6 se ocupan de las actividades cotidianas y los asuntos mundanos, como las finanzas personales, el hogar y las rutinas; las casas de la 7 a la 12 se refieren a conceptos más abstractos, como la filosofía, el legado y las habilidades psíquicas.

La colocación de los planetas en las casas revela dónde almacenamos nuestra energía, así como nuestros puntos fuertes y débiles.

Como influyen los planetas en tu carta Natal Astrológica

Examina tu propia Carta Astral; considera los planetas y sus correspondientes signos y casas. ¿Cómo influye la función de un planeta en su signo zodiacal y en qué área de la vida tiene un impacto más directo? A partir de aquí, tu interpretación única de la Carta Natal debería seguir esta fórmula Planeta + Signo + Casa = Interpretación

Por ejemplo; si tu Luna Natal está en Cáncer en la casa (7) siete, la casa que representa las asociaciones comprometidas, tu felicidad emocional puede estar muy conectada con tus relaciones. Si tu Marte natal está en el pragmático Virgo en la casa (11) once, relacionada con el humanitarismo, puedes estar motivado para ayudar a los demás de forma muy práctica.

El Lugar en el que naces es determinante para crear tu Carta Astral

La ubicación única de los planetas en las casas está determinada por su signo Ascendente. Este es el signo zodiacal que estaba en el horizonte oriental en el momento exacto de su nacimiento.

Tu Ascendente crea toda la arquitectura de tu Carta Natal y define el regente de tu carta: el planeta que rige al signo de tu Ascendente (para calcular el regente de tu carta, identifica tu signo ascendente y luego qué planeta rige ese signo zodiacal).

Este signo Ascendente también define nuestra experiencia externa: Si tu signo Solar escribe el discurso, tu signo ascendente es la forma en que se pronuncia el discurso. Como lo describen los astrólogos, es la “máscara que se lleva en público”. Revela cómo te perciben los demás, cómo te relacionas con el mundo e incluso ciertos rastos físicos.

Tanto si tu objetivo es convertirte en Astrólogo profesional, como si simplemente quieres dar sentido a tu Carta Natal, la comprensión de los planetas, los signos y las casas puede poner al descubierto las complejas profundidades de la sabiduría astrológica.

Estudiar Astrología para confeccionar una Carta Natal astrológica mas profunda

Dedica mucho tiempo a tu Carta Natal: Tu capacidad para interpretar las colocaciones en ella se verá reforzada cuando apliques la carta a tu vida cotidiana.

No tengas miedo de crear narrativas y hacer observaciones audaces. Al fin y al cabo, así es como se descubrió el sistema solar.

En el núcleo de la Astrología está la creencia perdurable de que el espíritu humano es un espejo del universo: Ambos son bellamente diversos e infinitamente misteriosos. Y en última instancia, la Astrología es el arte de mirar las estrellas imaginando historias. Tus curiosidades siempre iluminarán la oscuridad.

CURSO DE ASTROLOGÍA PROFESIONAL

El Mejor y más completo curso de astrología on-line
con clases dinámicas por videoconferencia,
clases grabadas y toneladas de material descargable.

  • Aprende a crear e interpretar la Carta Natal astrológica
  • Descubre como hacer una Revolución Solar bien interpretada
  • Encuentra las determinaciones de los astros sobre el amor, las relaciones, la fortuna y la salud.

Curso de astrología introductorio GRATIS